¿Quiénes somos?

Quienes hacemos La Plaga, somos tres educadores costarricenses que también hemos tenido alguna formación artística. Los tres somos defensores del idioma materno, aunque desde distintas posiciones. Uno es terriblemente dogmático, otro pragmático y el tercero, Roncahuita, que es el que firma, prefiere ocuparse de Cinearte, aunque hace sus contribuciones a La Plaga.


Tenemos a su disposición tres diccionarios (pulse sobre los enlaces para ir a ellos) :



Cuando hablen o escriban por favor...

" A SHAKESPEARE LO QUE ES DE SHAKESPEARE Y A CERVANTES LO DE CERVANTES."



sábado, 9 de abril de 2011

Velando las armas contra la RAE

Comentario de Sergio Román a Jouet Rustique:

Va mi comentario a JR:

a JR: Leyendo su sabio comentario acerca de lo que la RAE está legislando sobre puntos que nadie hasta ayer ponía en duda, a la vez, pregunto: ¿Cómo no estar de acuerdo con lo que escribe JOUET RUSTIQUE sobre todo cuando afirma que los sueños no pueden cumplirse por decreto? La felicidad, 'tampoco', pero su búsqueda ayuda a darle sentido a la existencia. 
A Eloy Alfaro, el líder de la revolución liberal radical de mi país, el Ecuador (1895) lo llamaron antes de su victoria 'El general de las derrotas' por las múltiples tentativas fracasadas de realizar su sueño, heredado de Robespierre. Al final lo cristalizó aunque, pareciéndose a su mentor decapitado por el pre-bonapartismo, don Eloy terminó arrastrado y calcinado en El Ejido, un parque de Quito (1912), entonces ubicado en el suburbio, hoy en pleno centro de la capital, en una macabra ceremonia de venganza política que Vargas Vila, el polemista colombiano, llamó en su libro dedicado a rememorar este acontecimiento: 'La muerte del cóndor'. 
Al igual que en el Quijote, estamos apenas velando las armas contra los señores de la academia. Es posible que resultemos apaleados, pero, algo debemos decir, hoy, ¡ya!, frente a la necesidad urgente de mantener aquello que hasta ayer parecía pueril afirmar:  Un idioma es una codificación de singularidades cristalizadas por las generaciones, lo que incluye tildes y demás elementos que la academia, parece -por sus obras-, querer aplastar para convertirnos en  ¿qué?, en un emparedado, o mejor, en un 'hotdog' planito, insustancial, una variedad del 'spaMglish'. Algo tenemos que decir,'ya!, compañero, aunque nos borren del paisaje. Le estima, SR

El título fue agregado por La plaga.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Haga su comentario, es muy importante para nosotros y para los amigos.